¿Sabores étnicos? Sí, pero adaptados a mis gustos.

comida-mexicana

¿Te gusta la comida china? ¿Un plato de tacos mejicanos te vuelve loco? Cada vez podemos encontrar en los lineales de los supermercados más y más productos de alimentación que recogen recetas de diversas procedencias y es que no cabe duda. ¡Nos encantan los sabores étnicos! Así no los habéis dicho y así lo recogimos en el informe  ‘Tendencias del Sabor de Consumolab‘.

Lo cierto es que esta tendencia se extiende más allá de nuestra preferencia por determinadas recetas, especias  o ingredientes. Se trata  más bien una búsqueda de nuevos sabores, texturas, colores, sensaciones. En otras palabras, pretendemos vivir nuevas  experiencias culinarias. Para lograr satisfacer a nuestro paladar, una opción fantástica es la comida étnica. Con ella descubrimos nuevas técnicas culinarias, productos  y condimentos cuyos orígenes están fuera de nuestras fronteras. Pero eso sí, adaptados a nuestros gustos particulares. ¡Pongamos algunos ejemplos!

El sabor de los alimentos procedentes de China son los que más nos gustan.

Así lo recogimos en el citado informe “Tendencias del sabor” donde el 50% de los encuestados reconoció su gusto por la comida procedente de China. Los cierto es que estamos acostumbrados a demandar este tipo de comida a domicilio e incluso compramos en los supermercados.  Pero buena parte de eso platos han tenido que ser previamente adaptados a los gustos españoles.

 ¿Sabías que en China el arroz no es un plato en sí mismo? Allí es algo así como el pan para nosotros. Los archiconocidos arroz tres delicias y pollo con almendras fueron los comienzos de un menú adaptado por aquellos inmigrantes chinos a nuestro paladar. Esos platos se han popularizado por su sabor, su sencillez y por el hecho de que en nuestro país se puedan conseguir todos los ingredientes para prepararlos.

China es un país de gran extensión geográfica y cada región tiene recetas infinitamente diferentes unas de otras.  Lo que realmente solemos hacer es escoger lo que nos gusta de la cocina china y dejarnos influenciar por los sabores, las texturas las especias y los ingredientes característicos.

Si tuviéramos que generalizar podríamos decir que la cocina china, concede muchísima importancia al color y aroma de los platos, tanta como al sabor. En los primeros platos se suelen  combinar de tres a cinco colores y eso nos encanta. Un buen ejemplo lo encontramos en esos woks salteados,  tan típicos de la gastronomía china y que también hemos incluido en nuestros menús.

La salsa de soja llegó a nosotros procedente de  China  y hoy la  hemos incluido en nuestras propias recetas usándola para marinar y aderezar.  Su sabor salado y su color marrón tan característico se han hecho un hueco en las cocinas y forma parte de los platos que preparados y los que compramos. Sin embargo, la salsa de soja que adquirimos en el supermercado  distinta mucho en cuanto a sabor, densidad, aroma y sabor salado de la que podemos encontrar en otros países del mundo, incluso en la propia China.

La comida mejicana es una de la preferida de los españoles.

Alrededor del  40% de los encuestados así lo afirmaba en nuestro informe. Y no es de extrañar ya que la comida mejicana fue nombrada por la UNESCO Patrimonio Cultural de la Humanidad. Los cierto es que la comida mejicana tienen una gran variedad de platos e ingredientes reflejo de la propia diversidad del país. Sin embargo, los platos más famosos que han cruzado el océano son los tacos, quesadillas, burritos y enchiladas o mejor dicho, las versiones de estos platos.

Tomemos como ejemplo los tacos. Dentro del país de México podemos encontrar cientos de versiones diferentes de un mismo plato. Por eso, no es de extrañar que llegado el plato a España, hayamos adaptado la receta a nuestro  gusto.

Ese es el caso de las tortillas. En México generalmente las tortillas de los tacos están cocinadas con maíz como principal ingrediente. La tortilla de maíz se prepara con masa de maíz nixtamalizado (cocido con agua y cal y luego triturado) por eso tienen un sabor suave, ligeramente salada. Estas tortillas no tienen gluten, con lo que aguantan algo peor los líquidos y se rompen con mayor facilidad. Sin embargo en Europa, muchas de las tortillas para tacos que comemos se realizan con harina de trigo, así, la consistencia es más flexible y parecida al pan.

Otro de los puntos clave está en el picante. El chile en México es todo un símbolo de la identidad nacional, cultura y tradición, con lo que están muy acostumbrados a él. Allí existen 100 tipos de chiles diferentes.  Con ellos se confeccionan salsas picantes con un enorme abanico de colores, texturas, matices de sabor y sobre todo, intensidad de picante. Las recetas que han llegado hasta nosotros han tenido, necesariamente, que adaptar dicha intensidad a la capacidad de nuestros paladares para soportar el picante y sobre todo, a nuestros gustos sobre la sensación ardorosa que provoca. Porque una cosa es que seamos capaz de soportarlo y otra que nos agrade.

¿Te gustaría dar tu opinión sobre platos y recetas étnicas? ¡Puedes hacerlo! ¡Apúntate y disfruta de tu gusto por probar cosas!

Pepe

Los platos que no como con frecuencia me suelen apetecer mucho (por supuesto, que me gusten). Por ejemplo, la comida árabe, sin ser una de mis preferidas, al no comerla habitualmente, cuando lo hago me gusta mucho.
Entre los platos que me gustan mucho hay algunos propios de aquí de mi zona (Valencia), sobretodo y como he comentado antes, los que no como con frecuencia. En cuanto a cocinas de fuera, las que más me gustan son la india (lo típico tikka-massala, curry… incluso hacer recetas propias, donde incluimos especias, cilantro…) y la mejicana. La china y la italiana están bien, aunque ya las tengo más probadas también me gustan mucho. En otras zonas de España hay recetas que por no encontrar con frecuencia podría considerar foráneas y que me gustan mucho. En Galicia por ejemplo el pulpo, los pimientos del padrón, caldo gallego…, en Extremadura las migas…

Leave a reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>