Las frutas de verano, ¿Cuáles son los que más me gustan?

El verano no sólo lo percibimos por la temperatura que sube considerablemente, sino también por los deliciosos sabores que nos aporta, al igual que la amplia variedad de texturas.

El termómetro sube sin piedad y nos provoca calor, deshidratación y en ocasiones, esto puede afectar a nuestro humor. Para combatir las altas temperaturas usamos la mejor de las soluciones, la hidratación a través de la comida. Y la fruta de temporada, generalmente, compuesta por un 80 o 90% de agua es una buena alternativa, ya que ayudará a que los efectos del calor no sean tan molestos en nuestro organismo.

Ya podemos encontrar las frutas típicas del verano, jugosas, carnosas e hidratantes para que pases un verano la mar de a gusto.

Es el momento de refrescarnos con los mejores sabores.  ¿Sabes cuáles son?

La sabrosa sandía es una de las principales protagonistas durante los meses más calurosos. Su frescura, su dulzura y su color la convierten en el antojo de muchos de nosotros. Pero además, contiene unas increíbles propiedades que puede que no conozcas. Al comer sandía contribuimos a eliminar toxinas del organismo  debido a su acción diurética ya que 92% de su contenido es agua. Además la sandía es rica en antioxidantes, minerales y vitaminas altamente beneficiosos para nuestro corazón. Todo esto convierte a la sandía en una pieza idónea para incluir en tu dieta diaria, no sólo es buena para la salud, es refrescante y sabrosa.

frutas verano

La competencia de la sandía, sin ninguna duda, es el melón. Es una fruta con una energía que enfría, su sabor dulce nos relaja y su contenido en agua nos sacia la sed de modo que es muy aconsejable para el verano.

El melón y la sandía, los reyes de la temporada, poseen características similares, la jugosidad y frescura son los principales. Así como su alto contenido en agua, el melón también posee más de un 90% en su composición. Su importante cantidad de agua lo vuelve un alimento diurético que ayuda a eliminar toxinas y desechos del organismo.

Sin embargo, en comparación con la sandía, el melón puede resultar más dulce, jugoso y tierno. Aun así, se trata de una fruta bajo en calorías ya que apenas posee un 6%-8% de azúcares. Esta fruta no sólo nos hace estar un poco más fresquitos cuando las temperaturas suben sin piedad, también nos aportan una alta cantidad de beneficios. Nos ayuda al buen funcionamiento del sistema digestivo porque neutraliza los ácidos gástricos y sirve como laxante ligero.

En tercer lugar, aunque no por ello menos aclamada, la fruta que anuncian la llegada de los días largos y preceden al calor estival… la cereza, también conocida como guinda o picota. ¿Quién no se pasa los días esperando a verlas más maduras y llevárnosla a casa? Su color rojo atractivo e imponente y su pulpa jugosa han conquistado nuestros corazones y su sabor dulzón nuestros paladares.

Pese a ser tan dulces, no contienen tantas calorías como muchos nos imaginamos. Las retiramos de nuestra dieta cuando queremos perder peso, pero en realidad un puñado de unas 10 cerezas apenas nos aportan 24 calorías. No son más calóricas que otras muchas frutas.

Muchos de sus beneficios pasan inadvertidos, cómo su alto contenido en ácido fólico. Además aportan fibra y una muy alta concentración de antioxidantes. Finalmente, por si fuera poco, estimulan la actividad cerebral, ya que contienen potasio y magnesio.

Como hemos podido comprobar la sandía, el melón y las cerezas ocupan el pódium de las frutas de verano.

Con su color, el jugo que desprenden y la alta hidratación que nos aportan, hacen que no podamos pasar el verano sin ellas.

En Consumolab realizamos estudios sensoriales de muchos productos dulces, frescos y jugosos que te aportan sabores tan ricos como nuestras frutas de temporada. ¿Quieres participar? Si es así apúntate.

Leave a reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>